Los largos trayectos en carretera pueden generar algunas molestias en los pequeños. Sigue estos tips y crea agradables momentos para ellos.



¿Vacaciones familiares? Consejos para viajar en auto con niños



Los viajes en auto propio son oportunidades para pasar grandes momentos junto a tus seres más queridos. Sin embargo, una cosa es hacerlo solo, otra con tu pareja o amigos, y una muy diferente es viajar con niños. Si este último es tu caso, debes tomar ciertos cuidados para que el trayecto sea el más cómodo y seguro para ellos.



Considerando que, en cifras de PromPerú, el 45% de los turistas peruanos opta por los viajes en familia, aquí te brindamos algunas recomendaciones para antes y durante tu trayecto, con la finalidad de que tu viaje llegue a formar parte de los mejores recuerdos, tanto para ti como para los más pequeños de tu casa.



Antes del viaje



Si vas a manejar es importante que, como primer paso, revises el estado de tu vehículo. Anda a tu taller de confianza o, si tienes un seguro vehicular, solicita un servicio de revisión para saber si el vehículo se encuentra en óptimas condiciones para hacer un trayecto largo.



Pasar por el pediatra también es necesario para cerciorarse que los niños o niñas se encuentren bien de salud. Por ejemplo, si viajan por carretera a una ciudad de altura, puede que en el camino experimenten algunos malestares propios del soroche. Al asistir a un especialista antes de viajar con niños, sabrás cómo tomar medidas de prevención antes esos casos.



Recuerda que, si los pequeños no viajan en compañía de su madre o padre a un destino fuera del país, es obligatorio que tengan un permiso para emprender esta experiencia. Y no uno cualquiera: la carta debe tener la firma de un notario. En los viajes al interior del país, no se exige este requisito.



El equipaje, como en todo viaje, va a estar supeditado al destino al que se dirijan. Si es un lugar muy caluroso, procura que los niños o niñas cuenten con ropa de verano, repelente y bloqueador solar. En caso sea un destino frío, ropa de invierno como chompas o pantalones de lana los protegerán de las bajas temperaturas.



Ten otra maleta para guardar cosas que puedan servir para el camino. ¿Cómo qué? Juguetes o alimentos que ayuden a que los menores no se aburran y no pasen hambre mientras llegan a su destino. En eso consiste el cuidado de los niños o niñas.



En plena carretera



Antes de iniciar el recorrido, haz que los menores de 12 años se sienten en la parte trasera del automóvil y con el cinturón de seguridad colocado, pues así lo estipula la ley. Y si tienen entre 0 y 3 años, utiliza una silla de retención infantil (SRI), que también debe ser colocada en el asiento posterior.



Mientras ya están en el camino, pregúntales si están cómodos o necesitan algo. En ese sentido, es recomendable hacer algunas paradas para que vayan a los servicios higiénicos o bajen del auto para estirar las piernas. Si el viaje dura muchas horas, se mejor es partir de noche para que los menores duerman durante el camino.



En todo caso, una forma de hacer más productivo el trayecto es conversar sobre aquellos lugares o escenarios geográficos que se ven en la ruta. Eso motiva la curiosidad de los pequeños. De paso, aprenderán algo más sobre su país o el lugar en el que estén, adquiriendo muchos más conocimientos.



Toma en cuenta todos estos consejos, además de hacer las revisiones mecánicas necesarias antes de partir, para que el viaje sea tranquilo y divertido. En ese sentido, un seguro de auto será el complemento ideal para superar cualquier emergencia. Si no sabes cuál contratar, sigue estos tips y no olvides de tener activo el SOAT. Si quieres conocer más sobre los seguros vehiculares de Pacífico, ingresa a nuestra página web.